Connect with us

Asamblea Nacional de Diputados

Informe a la Nación, primer año de Gobierno de la administración Varela 

Discurso del Presidente de Ia República de Panamá Juan Carlos Varela Rodríguez realizado en la Asamblea Nacional, con motivo del informe a la nación del primer año de gestión.
Panameñas y Panameños:
En el día de hoy regreso una vez más a esta honorable Asamblea Nacional, donde fui juramentado como Presidente Constitucional de la República de Panamá, a rendirle cuentas al pueblo panameño de mi primer año de gestión de gobierno.
Quisiera primero darle las gracias a Dios, por darme la fortaleza y la fe para haber podido conducir a este hermoso país en paz; al pueblo panameño por la oportunidad de servirle; a mi familia por acompañarme en esta causa; al equipo de gobierno y a los 200 mil servidores públicos del país por seguir trabajando día a día por Panamá. Soy uno más de ustedes y los guiaré siempre en búsqueda del bien común de todos los panameños.
A esta Asamblea, también quiero agradecerles por el apoyo a los proyectos de ley presentados y aprobados en beneficio del pueblo panameño y por la ratificación de los funcionarios designados.
No regreso a esta Asamblea como un dirigente político en búsqueda de aplausos, para defender su gestión o justificar sus actuaciones sino un servidor del Estado en cuyos hombros descansa una responsabilidad histórica de dirigir a la nación.
No vengo a hablar de logros sino a compartir los avances en la gestión de gobierno, plantear los desafíos que vive nuestro país y lo que siento que tenemos que hacer para avanzar juntos como una sola nación en búsqueda de nuestro desarrollo pleno.
Somos el mismo pueblo sano, pacífico y noble, que convive en este hermoso istmo bañado por dos océanos, una tierra de paz y punto de encuentro de civilizaciones. Pero hoy somos un país muy diferente al que teníamos hace un año.

Gracias al respaldo recibido del pueblo panameño el 4 de mayo, Panamá cuenta con un gobierno comprometido con la transparencia, respetuoso de la separación de poderes, la libertad de expresión y los derechos humanos.
Un gobierno basado en el diálogo y en la búsqueda de consensos, cuya única razón de ser es servir al pueblo panameño que nos eligió.

Ayer culminé mi primer año de gestión dialogando con el pueblo de Valle Riscó en Bocas del Toro sobre sus justas aspiraciones. Así será siempre. El diálogo permanente será la herramienta para solucionar las situaciones sociales que se presenten.
Como lo dije hace un año, soy el Presidente de todos los panameños. Desde entonces se gobierna con una sola bandera que es la bandera de Panamá.

Como lo prometimos hace un año, hoy vivimos una nueva era de paz, tolerancia, unidad y justicia social, en un país donde nadie está por encima de la ley.
Somos un país donde la política hoy está enfocada en un servicio a la población, donde liderizo 200 mil servidores públicos que tienen que rendir cuentas, que saben que la transparencia es parte de la vida pública y que están viendo con acciones muy concretas que todos tenemos que avanzar por el camino correcto.

Somos un país donde la política del negocio y el clientelismo ha quedado atrás para dar paso a una política de servicio y visión de Estado.
Un país en el que todos los proyectos de gobierno se desarrollan con criterio social para dar respuesta a las necesidades de los ciudadanos, sin importar cuál sea su afiliación política.

Un país donde se respetan y fortalecen las instituciones democráticas y la libertad de expresión, así como el resto de los derechos humanos.

Al cumplir 25 años del restablecimiento de la democracia, hemos hecho un alto en el camino para construir bases sólidas que permitan a nuestra joven democracia seguir creciendo y fortaleciéndose.
Con el advenimiento de nuestra democracia a principios de los 90 superamos una época difícil, donde el poder descansaba en las armas y no en la voluntad del pueblo, pero con el pasar de los años, esa democracia se fue debilitando al punto que no sólo descansaba en la voluntad del pueblo sino también en la ambición desmedida por el dinero.

Hoy en día, la democracia descansa en la Constitución y las leyes del país, en valores y principios, en la fe y en una nueva generación de hombres y mujeres de vida pública que estamos comprometidos con la búsqueda del bien común y la defensa de los intereses del pueblo panameño.

Nuestro país tiene un cuerpo sano pero nuestra alma se empezaba a enfermar, la codicia avanzó en la vida pública haciendo que muchas personas vieran el gobierno como una oportunidad de enriquecimiento acelerado donde el dinero no se veía como un medio sino como un fin.

Hace unos años, la vida pública estuvo muy cerca de ser dominada por el pecado de la codicia, lo que llevó a que la acumulación de riquezas fuera la prioridad del gobierno en lugar del servicio al pueblo.
Esto se terminó y Panamá unida lucha por desprenderse de ese pecado. La única forma que nuestro país supere esa etapa es que las personas que cometieron actos irregulares y tomaron fondos públicos que no les pertenecían, se los devuelvan al pueblo panameño.

Reconozco el esfuerzo que lleva adelante el Ministerio Público en esa lucha.
En ese camino encontraremos más rápido la paz social y muchas familias se podrán re-encontrar como todos lo queremos.
Durante mi viaje a España en septiembre del año pasado escuché al padre Miguel Orcasitas, provincial de los Agustinos, dictar una homilía en el Escorial sobre la corrección fraterna y al regresar a Panamá, anuncié que nuestro país viviría un período de corrección fraterna.

Recuerdo muy claro sus palabras al decir que: “antes de corregir debemos estar atentos todos nosotros para no faltar en aquello mismo que corregimos en los demás.”
Eso es lo que hemos vivido, con una justicia enfocada en la recuperación patrimonial, una justicia enfocada en el castigo de la falta y no en atacar a la persona que la cometió, minimizando el trauma para sus familias. Eso es corrección fraterna.

Comparto también con ustedes la historia de un sacerdote amigo que en el seminario le preguntaba a su profesor de ética: ¿Qué viene primero el amor o la justicia?
Al final la respuesta era que ninguna de las dos porque no hay amor sin justicia y no hay justicia sin amor.
Se equivocan los que piensan que el Presidente está todo el día enfocado en estos procesos judiciales. Yo no tengo en mis manos la espada de la justicia pero si en mi corazón, el amor al pueblo que me eligió para defender con firmeza sus intereses y proteger su patrimonio.

Este proceso pasará, recuperaremos el patrimonio perdido, las faltas serán sancionadas y los panameños volveremos a estar unidos como un solo país.
Pido a los medios de comunicación con mucho respeto que se evite estar exponiendo excesivamente a las personas imputadas y nos enfoquemos en las faltas cometidas.
No ganamos atacando a los que cometieron las faltas. Ganamos si las actuales y futuras autoridades entienden que no podemos cometer esos mismos errores. Ese día Panamá ganó para siempre.
Ante la cantidad de irregularidades encontradas, he dado un plazo adicional de 6 meses a nuestro equipo de Gobierno para que se concluya la revisión de la pasada administración y todas las faltas que hayan sido cometidas sean presentadas ante las autoridades competentes.
Todos estos casos descansarán exclusivamente en la Contraloría de la República, la Jurisdicción de Cuentas, el Ministerio Público y el Sistema de Administración de Justicia.

Nuestra Administración, seguirá enfocada en desarrollar las obras de nuestro Plan de Gobierno, cooperando con la justicia y respaldando al Ministerio Público, actuando en el marco de lo que establece la Constitución y las leyes para que puedan llevar adelante estos procesos.
Mientras en otras partes del mundo se viven conflictos y situaciones muy serias, Panamá vive en paz. Les pido que preservemos esta paz y sigamos adelante, consolidando nuestra democracia, cuidando el ambiente y respetándonos los unos a los otros.

Si el ex – Presidente Guillermo Endara pudo reconciliar al país después de 21 años sin democracia y una intervención militar, les aseguro que este Presidente lo va a reconciliar de los últimos años de negociados y falta de transparencia.
Debido al estilo del Gobierno anterior, proveedores de servicios al Estado y dirigentes de la clase política tuvieron que caminar muy cerca del límite.

Ahora tienen la oportunidad de ser siempre leales al Estado, sirviendo al país con transparencia. Que quede claro a todos los hombres y mujeres en vida pública que la política es un servicio.
Hemos fortalecido nuestra democracia, instalando un gobierno honesto, de diálogo, consensos y unidad nacional, abierto a la sociedad civil.

En nuestro gobierno trabajan personas pertenecientes a todos los partidos políticos e independientes y nuestros avances son logros de todos los panameños porque son los logros de todo el país.

Se han designado personas idóneas y con independencia de criterio para dirigir las instituciones de fiscalización y control del Estado que están haciendo su trabajo con apego a la Constitución y las leyes del país.
A todos ellos, a los Ministros y Directores Nacional: les recuerdo que todas las instituciones tienen que fortalecerse. No olviden que las personas ostentamos estos cargos de manera temporal pero las instituciones que consolidemos quedan para siempre.

Me corresponde designar nuevos magistrados de la Corte Suprema de Justicia. Con estas designaciones en las que tomaremos muy en cuenta las opiniones de la sociedad civil, tengan la seguridad de que fortaleceremos el sistema judicial.

Diseñamos un Plan de Gobierno que a medida que se va ejecutando impacta cada vez más la calidad de vida de los ciudadanos.
Instalado el gobierno con el equipo de trabajo honesto y transparente que me acompaña hoy y luego de haber pasado este año que ha sido complicado, en el que nos encontramos una serie de proyectos en riesgo, ya se dan los primeros pasos firmes para cumplir con la ejecución de ese Plan de Gobierno que beneficiará a cientos de miles de panameños.
Los Proyectos que anuncié al país al asumir la gestión de nuestro gobierno, avanzan a ser realidad.

Empezamos desde el primer día con el control de precios de emergencia en 22 productos de la canasta básica incluyendo 5 cortes de carnes, huevos y pollo, que al día de hoy se mantienen. Todos los panameños pueden ir al supermercado, la comida cuesta lo mismo que hace un año y no hay especulación en los precios de los alimentos. Los salarios aumentan y la comida mantiene su precio.

Para respaldar a nuestros productores nacionales, lanzamos nuestro Plan por el Rescate del Agro, con asistencia técnica y financiera.
Alcanzamos un record en el precio pagado a los productores de arroz por quintal.
Hemos hecho las compras de arroz con transparencia y logramos importantes ahorros que son traspasados al productor nacional. 

A la fecha, el MIDA y el conjunto de las instituciones responsables del sector agropecuario han destinado más de 95 millones de dólares en concepto de préstamos, incentivos, asistencia técnica, pago de compromisos económicos del Estado panameño y compra de la producción nacional.  

En materia de seguridad avanzamos por los dos frentes: de prevención y cumplimiento de la ley. Hoy más de 4 mil jóvenes en situación de conflicto con la ley participan en el Programa Barrios Seguros y esto ha traído resultados muy importantes a nivel nacional y sobretodo, en los barrios de Colón y San Miguelito.
Los homicidios han bajado en 25%. Sin embargo para mí esto no es suficiente. Falta mucho por hacer. Panamá y su pueblo no se merecen los niveles de violencia que producen estas situaciones.

Para corregir esto, necesitamos el respaldo de la sociedad. Si no controlamos la violencia intrafamiliar y fortalecemos la familia y sus valores, si no denunciamos el tráfico de drogas y convencemos a los jóvenes en riesgo social que las pandillas y el narcotráfico no son el camino, será más dura la tarea de llegar a los niveles de seguridad que debemos alcanzar y ser el país más seguro de América.
Estoy convencido que vamos a contar con la ayuda de todos los sectores de la sociedad y juntos lo vamos a lograr.
A todos los jóvenes que participan en el programa Barrios Seguros y las más de 200 pandillas del país, una vez más: Les extiendo ambas manos.

Por un lado hemos creado el Programa Barrios: donde reciben el respaldo del Gobierno y la oportunidad de entrenarse, capacitarse y formarse para obtener uno de los miles de empleos que se están creando como resultado de los proyectos de inversión pública y del crecimiento económico que vive nuestro país.

Por el otro lado, esta la mano firme. Hemos respaldado la creación de una Fiscalía Especializada Antipandillas y asignado más recursos para fortalecer el Ministerio Público. 
Ya hemos procesado más de 25 pandillas este año y les aseguro que las 200 pandillas del país serán procesadas por el sistema de administración de justicia.

Sólo le pido a los fiscales y jueces permitan a los que están arrepentidos y dispuestos a cambiar, la aplicación de la norma penal que les permita una pronta reinserción social.
Por eso, hoy le digo a todos los jóvenes en conflicto con la ley que cooperen con la justicia, el pandillerismo, el narcotráfico y ninguna de las formas de criminalidad organizada los llevará a nada.

Adicionalmente, estamos fortaleciendo la Fuerza Pública dotándole de todas las herramientas, equipamiento y entrenamiento que necesitan para hacer cumplir la ley.
He designado oficiales de Carrera al mando de todos los estamentos de seguridad y aumentamos los niveles de coordinación entre los estamentos a nivel operativo.  
Este mes entrará en vigencia un ajuste salarial de 110 balboas para las unidades de la fuerza pública y estamos aumentando nuestro pie de fuerza.

Las academias de los estamentos de seguridad están llenas de jóvenes que están dispuestos a sumarse y para tal fin, hemos creado una beca completa para todos los aspirantes, exigimos que todos los que ingresen tengan bachillerato como requisito y se ha extendido a un año el período de formación y entrenamiento para ser parte de la Fuerza Pública.

Seguiremos actuando en ambas vías, enfocados en nuestro programa de prevención de la delincuencia y en el cumplimiento estricto de la Ley. Y no vamos a parar hasta que tengamos un país seguro.
En materia de vivienda, avanzamos con mucha fuerza los Proyectos de Renovación en Colón y en Arraiján, el Programa Techos de Esperanza, el Bono Solidario de Vivienda y la ley de interés preferencial.

Con 14 frentes de trabajo desplegados a nivel nacional ya hemos impactado 5,200 viviendas con Techos de Esperanza y tenemos más de 25 mil viviendas en proceso de licitación para cumplir con las metas de nuestro Plan de Gobierno en este año.   

Con nuestro Plan de Sanidad Básica ya estamos impactado más de 30 mil viviendas en 100 corregimientos a través de CONADES, y antes que culmine el presente año nuestra meta es llegar a 200 corregimientos y 60 mil viviendas.

Hemos diseñado una estrategia de dos vías. Por una parte, el IDAAN avanza con la preparación para ampliar la producción y distribución en las potabilizadoras de agua de la ciudad de Panamá, Santiago y Colón, así como la perforación de pozos profundos para mejorar el acceso al agua de las comunidades durante el verano.

Adicionalmente, hemos creado una unidad de contingencia, a través de carros cisternas, que nos permitirán dotar a la población de agua potable, hasta que podamos solucionar el problema de manera permanente en las áreas afectadas.

He instruido que se levanten los pliegos de licitación para que todas las cabeceras de provincia y de distrito cuenten con redes de alcantarillados y acueductos. El IDAAN se encargará de las cabeceras de provincia y CONADES de las cabeceras de distrito.
Para el manejo de las aguas servidas, hemos ampliado el alcance del Proyecto de Saneamiento de la Bahía hasta Panamá Oeste, por lo que además de la ampliación de la Planta Colectora de Juan Días, también avanzaremos con la nuevas plantas de Burunga y La Chorrera, así como los estudios para las redes de alcantarillados de los distritos Arraiján y La Chorrera.
En el área de San Miguelito, ya se han licitado dos proyectos para ampliar la cobertura de la red alcantarillados de este distrito al 100% y pronto iniciaremos en Panamá Norte.
En materia de Aseo, se adelantan los procesos de licitación para la compra de los equipos necesarios para la recolección de la basura en todos los municipios del país y la construcción de modernas plantas de transferencia y tratamiento de desechos sólidos para clausurar los vertederos a nivel nacional.

En materia de transporte, continuamos desarrollando del Proyecto de la línea 2 del Metro hacia Panamá Este y estamos por concluir las negociaciones con el gobierno de Japón para el financiamiento de la línea 3 hacia Panamá Oeste y el Cuarto Puente sobre el Canal, cuyo proceso de licitación comenzará este año.
Pronto anunciaremos al país el nuevo plan del MetroBus, que pasará a ser propiedad del Estado, administrado por un nuevo operador y fusionado con la empresa Metro de Panamá SA, para ofrecer a los usuarios una tarifa unificada y prestar un servicio integrado, seguro y confiable a la población.
En aras de fortalecer la capacidad técnica del Gobierno para licitar obras de carácter prioritario, creamos la Unidad de Coordinadora de Infraestructura Pública adscrita al Ministerio de Obras Públicas.
Ya licitamos la carretera Agua Fría – Yaviza en el Darién, con un presupuesto de 150 millones de dólares, cuya extensión total será de 102 kilómetros y beneficiará 48 mil habitantes.

Con esta nueva carretera, la provincia del Darién se incorporará con mucha agresividad a la producción de alimentos de nuestro país.
Este mes estaremos entregando la orden de proceder de la carretera interna de las fincas bananeras de Puerto Armuelles y antes que finalice el presente año, licitaremos importantes obras de infraestructura vial incluyendo: la ampliación de la vía del Puente de las Américas – Arraiján a 8 carriles, la carretera Pedregal–Gonzalillo, mejor conocida como el Corredor de los Pobres, la ampliación de la Vía Corozal – Puente Centenario y la ampliación a 6 vías de Arraiján a San Carlos.
Cumplimos nuestras promesas de fortalecer los programas Beca Universal y 120 a los 65, así como el Aumento a los Jubilados y Pensionados, que junto al resto de los programas sociales Ángel Guardián y Red de Oportunidades representan una inversión directa de más de 400 millones de dólares anuales en la mejora de las condiciones de vida de los sectores vulnerables de la población.

Las instituciones competentes y la sociedad en general tienen la responsabilidad de asegurarse que estas transferencias económicas cumplan los fines para los cuales fueron creadas.

A través del Programa Mi Escuela Primero de renovación y mejora de los centros educativos, el cual cuenta con el respaldo de empresas del sector privado, estamos cerca de impactar las primeras 100 escuelas públicas a las que asisten más de 200 mil estudiantes que representan alrededor del 30% de los alumnos del sistema de educación pública.

Adicionalmente, hemos identificado 200 proyectos con un presupuesto de inversión de mil millones de dólares para cumplir objetivos de Estado de nuestro sistema educativo: (1) re-emplazar todas las Escuelas Rancho del país, (2) dotar a todas las escuelas de sanidad básica, (3) construir 10 mil nuevas aulas de clase y 50 nuevas escuelas medias. Todos estos proyectos se van a licitar este año.

De esa manera, avanzaremos con paso firme hacia el establecimiento de una jornada única de clases en todo el país y el cumplimiento de nuestra meta de Estado que todos los estudiantes se gradúen de secundaria.
Desde la creación del Programa Panamá Bilingüe a la fecha, hemos enviado 1,354 docentes a prestigiosas universidades de los Estados Unidos, Canadá y Reino Unido para ser capacitados en el Inglés como segundo idioma. En el transcurso del segundo semestre enviaremos 500 docentes más y a partir de 2016, aumentaremos a 2000 docentes capacitados por año para dar paso a una educación 100% bilingüe.

Adicionalmente, tenemos previsto el lanzamiento de un nuevo programa de afianzamiento en matemáticas para nuestros profesores y dentro de los próximos 30 días iniciaremos la licitación del Instituto Técnico Superior Bilingüe en el área de Panamá Este con capacidad para 5 mil estudiantes el cual será una nueva oferta académica que nos permitirá formar a nuestros jóvenes para obtener los empleos bien remunerados que está creando nuestra creciente economía.
En materia de salud, lanzamos el Censo Nacional de comenzando por los distritos de Changuinola, La Mesa y San Miguelito, que ofrece exámenes de laboratorio gratuitos para la población adulta mayor de 40 años con el fin de avanzar hacia el establecimiento de un sistema de salud preventiva.

A la fecha más de 9,200 panameños han sido beneficiarios de este programa que busca conocer el estado de salud de la población y poder brindarle una atención médica adecuada.

Este Censo indica que tenemos una epidemia cardiovascular donde los primeros resultados muestran que cerca del 40% de la población examinada padece hipertensión o diabetes.
Para enfrentar estas enfermedades tenemos cambiar los hábitos de vida de alimentación y mejorando el entorno en el que viven todos los panameños, por lo que daremos prioridad a la construcción de parques, gimnasios e instalaciones deportivas. Invertir en prevención es la mejor inversión en nuestro sistema salud.

A inicios de esta semana inauguramos el nuevo Hospital Chicho Fábrega en Santiago de Veraguas y entregamos la orden de proceder para la construcción del Hospital de Bocas del Toro en la Isla Colón.
Nos preparamos para licitar la renovación Hospital Aquilino Tejeira en Penonomé, así como el nuevo Hospital del Niño y el Hospital de Panamá Norte.

Adicionalmente, reactivaremos las obras de construcción de los hospitales que se encontraban abandonados en Colón, Chiriquí, Darién y los Santos, tras haber renegociado los términos contractuales con la empresa constratista en beneficio del Estado.

En este momento, deseo hacer un anuncio importante al país: El 1 de agosto se relanzará el Proyecto de la Ciudad Hospitalaria como Ciudad de la Salud y se definirá la ruta por donde se construirá la vía de acceso a esta obra.

Estamos haciendo las coordinaciones para que esta sea la nueva sede del Hospital Oncológico, el Instituto Conmemorativo Gorgas y la Facultad de Medicina de la Universidad de Panamá.

La infraestructura pública en materia de salud, heredada y en construcción hace impostergable el avance del Diálogo del sector salud para la coordinación efectiva del sistema de salud pública entre el Ministerio de Salud y la Caja del Seguro Social.
Es lo correcto y lo responsable con el pueblo panameño, por lo que hago un llamado a todos los gremios profesionales y técnicos del sector salud a que continuemos avanzando con paso firme hacia la consecución de esta meta.

Para continuar desarrollando el turismo como pilar de nuestra economía, hemos fortalecido nuestro equipo y estamos por lanzar la nueva campaña de publicidad internacional PANAMÁ UNE AL MUNDO, orientada a nuestros 3 mercados más importantes: Estados Unidos, Suramérica y Europa.
En materia de relaciones exteriores, Panamá fue sede de la Séptima Cumbre de Jefes de Estado y de Gobierno las Américas, que estuvo antecedida por 4 foros de carácter hemisférico incluyendo: el Primer Foro de Rectores de las Américas, un Encuentro Empresarial y los foros de la sociedad civil y juventud de las Américas. 

Como resultado de esta Cumbre, en la que fuimos testigos de un acercamiento histórico entre los Presidentes de Cuba y los Estados Unidos de América, los 35 Gobiernos del continente americano, representados al más alto nivel, logramos un relanzamiento de las relaciones hemisféricas basadas en el respeto de los diferentes sistemas de gobierno, en búsqueda de la unidad de nuestro continente y enfocados en la solución de los problemas comunes que nos afectan.

Una vez más, Panamá cumplió con su vocación histórica de ser un punto de encuentro de civilizaciones al servicio de la comunidad internacional y ratificamos nuestro compromiso con una política exterior de diálogo facilitadora de entendimientos a favor de la paz social y el bienestar del pueblo panameño y de todas las naciones del mundo.

Adicionalmente, fruto de una fuerte labor diplomática, logramos que la Magistrada Esmeralda de Troitiño, se convirtiera en la primera panameña en ser elegida por la Organización de los Estados Americanos para formar parte de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos.

Siendo consecuentes, con los principios que rigen nuestra política exterior y con la visión de nuestro gobierno, nos encontramos evaluando la posibilidad de reconocer la aspiración de la nación Palestina de pertenecer la Organización de las Naciones Unidas.

Y a su vez, hemos recortado los excesivos ingresos que recibían los cónsules y jefes de misión diplomática del Gobierno de Panamá, lo que representará un ahorro de alrededor de 25 millones de dólares durante nuestra Administración.

Dirijo un gobierno que respeta el Derecho Internacional, comprometido con la transparencia y la integridad de nuestro sistema financiero, el cual ha puesto en marcha importantes reformas institucionales y legales para combatir el blanqueo de capitales y el financiamiento del terrorismo, incluyendo la eliminación de las acciones al portador.

Por eso, hoy quiero hacer un anuncio: No vamos a permitir, que se perjudique la imagen de Panamá y en caso de que algún país no mantenga en cualquier tipo de lista, el próximo año para estas fechas aplicaremos la Ley de Retorsión.

En este año, el Consejo de Gabinete ha recorrido las 9 provincias y las comarcas, acercándose al pueblo e identificando las obras necesarias para mejorar sus condiciones. Les vamos a cumplir y seguiremos recorriendo el país.
Para apoyar a los servidores públicos de los sectores de salud, educación y seguridad, la Caja de Ahorros ha desembolsado más de 200 millones a través de las Ferias de préstamos que realiza la institución.
En el día hoy, quiero anunciar que he instruido a todos los Ministros de Estados y Directores de entidades públicas, que tomen las medidas necesarios para aumentar el salario mínimo de los servidores públicos a 500 balboas y además, impulsaremos una reforma a la Ley de Carrera de Administrativa para profesionalizar el servicio público basado en un sistema de ingresos por concurso, estabilidad y mejores condiciones laborales.

Para nuestro segundo año de gobierno también introduciremos importantes proyectos de ley y políticas públicas para avanzar con las iniciativas: Colón Puerto Libre, la reforma ley de contrataciones pública, la descentralización gubernamental, la coordinación efectiva del sistema de salud y la suspensión de la quema de cañaverales, que está impactando con problemas de insuficiencia renal en provincias centrales.

En materia de reformas electorales, estoy a favor de una mayor participación del Estado en el financiamiento de las campañas políticas, con mecanismos adecuados para garantizar la transparencia, así como el derecho de todos los ciudadanos a elegir a sus gobernantes y aspirar a un cargo de elección popular en condiciones de igualdad. Esto va a ayudar mucho al adecentamiento de la vida pública.

Convoco en este momento a las autoridades locales, alcaldes y representantes, a los jefes de bancada, a partir del 15 de julio a la instalación del diálogo para la descentralización, la cual debe entrar en vigencia el 1 de enero de 2016, con el traslado de las recaudaciones de los impuestos de inmuebles por más de 200 millones para inversiones públicas en obras comunitarias.
Proponemos que este diálogo se base en tres pilares, traspaso de competencia, fórmula de solidaridad y fortalecimiento de la capacidad de gestión.

Este año tenemos previsto iniciar inversiones por más de 400 millones en las Comarcas para garantizar el acceso a servicios públicos, salud, educación y programas sociales, que les permitan mejorar su calidad de vida, respetando siempre las autoridades originarias.

Por esta razón hago el llamado a nuestros hermanos de los pueblos originarios a un diálogo previo a la ratificación del convenio 169 de la Organización Internacional del Trabajo, que nos permita ponernos de acuerdo para avanzar juntos hacia la ejecución de los planes de desarrollo integral de cada comarca.

El día mañana estaré en Tolé y quisiera aprovechar esta ocasión para reiterar el llamado al diálogo de Barro Blanco. Los trabajos de la presa que al asumir nuestra gestión de gobierno ya contaba con 95% de avance, deben culminar. Pero les aseguro que este proyecto no va a entrar en funcionamiento hasta que el diálogo concluya.

Reconozco la necesidad de hacer cambios constitucionales y hace 1 año me comprometí a hacer un anuncio el día de hoy sobre el tema de la Constituyente.

Sin embargo, siento que no es el momento. Siento que esto se tiene que dar cuando exista un mayor nivel de coordinación entre las fuerzas políticas y la sociedad civil y se vean los avances de los diálogos que hemos convocado. Por lo tanto, he tomado la decisión de postergar este proceso.
En este momento, quisiera enviar al país unos mensajes que considero muy importantes:
A los medios de comunicación: Respeto y escucho sus opiniones. Es importante informar sobre los problemas que enfrentamos así como también los avances que estamos logrando todos como nación.
A los miles de panameños que hacen uso de las redes sociales: leo, escucho y respeto sus opiniones. Sólo les pido que usemos este mecanismo para construir el país aportando nuestras ideas y no para denigrar a nuestros hermanos.

A los responsables de las Universidades Estatales: Siendo respetuoso de la autonomía universitaria les pido que sigan especializándose y eviten la duplicidad de carreras y servicios. Tenemos que ser eficientes con los recursos del Estado.

En el tema de las finanzas públicas, el Estado cuenta con mayor liquidez, hemos bajado el déficit fiscal, mantenemos un crecimiento económico de 6%. Tenemos cientos de millones de liquidez en caja y están por iniciar inversiones públicas importantes que aumentarán nuestra tasa de crecimiento económico.

Hemos actuado de manera responsable en el tema migratorio, nos mantenemos como un país con pleno empleo y aspiramos a convertirnos en el primer país de América Latina que logre erradicar el trabajo infantil.
Hemos ordenado a la administración de las empresas del Estado como el Aeropuerto Internacional de Tocumen donde se han duplicado los ingresos del Estado de 60 a 120 Millones. Lo que antes parecía una hacienda privada de los allegados poder, hoy es un bien público al servicio del pueblo panameño.

El Gobierno ha licitado casi 4 mil millones en obras que pronto estarán en ejecución y ayudaron a fortalecer el crecimiento económico y mejorar la calidad de vida de los panameños.

En el día de hoy quiero dejar claro que las obras de la Administración anterior que han sido debidamente revisadas y todas las obras de nuestro Gobierno que están siendo licitadas con transparencia tienen que seguir avanzando y serán concluidas por el bienestar del pueblo panameño.

Estamos tomando las previsiones técnicas y administrativas necesarias para que las principales obras de nuestro gobierno se liciten dentro de los próximos 6 meses.

Mi equipo y yo como Presidente, asumimos la total responsabilidad por las obras que con transparencia se han licitado y serán licitadas durante nuestro gobierno.

Quiero ser bien claro en algo: Como país tenemos que separar las obras que se necesitan de cualquier situación legal o fiscal que se le presente a cualquier contratista.
La Contraloría, el Ministerio Público y el Ministerio de Economía y Finanzas, a través de la Dirección General de Ingresos, ejercerán la responsabilidad de fiscalizar a los contratistas y si se ha cometido alguna irregularidad se debe sancionar pero detener las obras sería castigar al pueblo panameño que no tiene responsabilidad en esto.

A mi equipo de gobierno: Sigan adelante, nosotros somos responsables por las obras de nuestro gobierno y los procesos de licitación han sido abiertos y transparentes.
Quiero en este momento ofrecerle todo mi respaldo al Ministro Roberto Roy, a quien hace 6 años fui a buscar para convencerlo de cruzar a la vida pública y en quien hoy, no sólo descansa la responsabilidad de las obras del sistema de transporte masivo del pueblo panameño, sino también el compromiso de dirigir, como Ministro del Canal y junto con el Administrador Jorge Quijano, la ampliación de nuestra vía interoceánica, que a pesar de todas las dificultades, se va concluir en el 2016 y de donde saldrán los fondos para pagar estas inversiones.
Antes de concluir quiero compartir con ustedes un mensaje del Papa Francisco en la exhortación apostólica EVANGELII GAUDIUM.
Abro comillas
“¡Pido a Dios que crezca el número de políticos capaces de entrar en un auténtico diálogo que se oriente eficazmente a sanar las raíces profundas y no la apariencia de los males de nuestro mundo.
La política, tan denigrada, es una altísima vocación, es una de las formas preciosas de la caridad porque busca el bien común.
Tenemos que convencernos de que la caridad no es sólo el principio de las micro-relaciones, como en las amistades, la familia, el pequeño grupo sino también de las macro-relaciones sociales, económicas y políticas.
¡Ruego al Señor que nos regale más políticos a quienes les duela de verdad la sociedad, el pueblo y la vida de los pobres.
Es imperioso que los gobernantes y poderes financieros levanten la mirada y amplíen sus perspectivas, que procuren que haya trabajo digno, educación y cuidado de la salud para todos los ciudadanos”.
Cierro comillas.

Para terminar quiero hacer un llamado a las Diputadas y Diputados de esta Asamblea Nacional:
Al igual que yo, ustedes fueron escogidos por el pueblo panameño y nuestra responsabilidad es trabajar juntos para solucionar los problemas que afectan a la población.

Como lo hicimos durante el primer año, estoy seguro que a pesar de las diferencias políticas que se han dado a lo interno de esta Asamblea, podemos encontrar caminos comunes para trabajar juntos por Panamá y enfocar toda nuestra energía en brindarle respuestas efectivas a las necesidades de las comunidades que nos eligieron.

Los invito una vez más a que tengamos un segundo año de gestión, en el que se fortalezca la separación de poderes, manteniendo el respeto y la tolerancia para que los debates se puedan orientar de una forma constructiva y sigamos construyendo una Panamá hermosa, en democracia, donde prevalezca siempre la paz social y la prosperidad con equidad, que se merece el pueblo panameño.
Que Dios bendiga a nuestra hermosa Nación

Nota Importante: Todos los comentarios vertidos libremente en cada uno de los artículos publicados en este sitio web, por los visitantes, no son responsabilidad de TuPolitica.Com. TuPolitica.Com es un medio libre de expresión para todas las diferentes tendencias políticas que tengan a bien expresarse en Panamá. Es por eso que este es un medio libre y bajo ninguna circunstancia se debe entender que los comentarios publicados por los visitantes en cada uno de los artículos en este medio, son responsabilidad de TuPolitica.Com o de sus anunciantes. De igual forma los artículos de Opinión, son responsabilidad única y exclusiva de sus autores. Para consultas: info@tupolitica.com. Copyright © 2007-2020 Tupolitica.com